Posts Tagged ‘estudio biblico’

La semilla de Dios


Mr 4, 26-29

Jesús dijo también: “Con el reino de Dios sucede como con el hombre que siembra en la tierra: que lo mismo si duerme que si está despierto, lo mismo de noche que de día, la semilla nace y crece sin que él sepa cómo. Y es que la tierra produce por sí misma: primero brota una hierba, luego se forma la espiga y, por último, el grano que llena la espiga. Y cuando el grano ya está maduro, se siega, porque ha llegado el tiempo de la cosecha.” Mc 4, 26-29

Cuanto tiempo, dinero y esfuerzo, gasta la gente, por lograr ‘exorcizar’ de su vida los momento difíciles, sus momentos más oscuros, y llenos de lágrimas; para cuántas personas, esos momentos significan verdaderamente su dolor y su muerte, sienten que murió todo lo que quedaba de bueno en ellos.

Pero cuando me encuentro con este texto, descubro que Dios piensa otra cosa; habla de una semilla que crece, silenciosa y misteriosamente, y lo más llamativo en esto es que dice que así es el Reino de Dios. Para que una semilla, realmente se convierta en un arbusto o árbol, requiere de un ambiente, profundo, obscuro y húmedo; sin estos elementos no es factible que un árbol sano crezce y mucho menos que de frutos.

Pues en nuestra vida es del mismo modo, la semilla del Reinado de Dios en nuestra vida, requiere nutrirse de nuestros momentos más profundos, íntimos, obscuros y llenos de la humedad de nuestro llanto; tal vez nosotros quisiéramos que esos desaparecieran y nos avergonzamos de ellos, pero nuestro Dios piensa distinto, a Él le fascina que en esos lugares le permitamos sembrar la semilla de su Reino.

Es curioso que el texto dice que la semilla nace, sin embargo, lo que de verdad ocurre es que la semilla muere y nace bajo una nueva condición, que nuestra ‘tierra’ es decir ese sitio que nos duele ‘produce por sí misma’.

Ojalá que aprendamos a dejar de pelearnos con lo que a nuestro entendimiento parece adverso y motivo de vergüenza y se lo entreguemos a nuestro Papá, para que Él lo transforme en tierra fértil, que permita que el árbol de nuestra vida crezca lo suficiente, para que llegado el momento de la cosecha, haya abundante fruto en nosotros.

Atte. El Gusano del tierra!


Amarás a Dios! Con todo tu mente


Mr 12, 30

 

Después del Alma, el Señor nos pide que le amemos con TODA NUESTRA “MENTE”, dice:

Escucha, Israel, el Señor nuestro Dios es el único. Ama al Señor tu Dios con todo tu corazón, con toda tu alma, CON TODA TU MENTE y con todas tus fuerzas. Mr 12, 30

Un dato curioso es que en la ley inicial del antiguo testamento, no aparecía este término, sin embargo, pues simplemente aún no existía el concepto individual de mente, pero estaba implícito al decir ‘corazón’, todo lo englobaban en lo mismo, pero ya para la época de Jesús y con toda la reflexión y riqueza del griego, se pudo separar bajo el término ‘diánoia’ que básicamente se refiere a nuestra capacidad de raciocinio, es decir, de manejar ideas y conceptos.

Así que cuando Jesús dice que amemos a Dios con toda nuestra mente, en realidad lo que está diciendo es: ‘Ama a Dios con toda tu capacidad intelectiva, que todo tu raciocinio tenga como principio a Dios’ y si sabemos que amor es conocimiento, tendríamos que aclarar que también significa, usa todo tu raciocinio para seguir conociendo a Dios… Vaya tarea! sabemos que eso nunca terminará, pero el ejercicio en ello lleva gran bendición; tenemos el ejemplo de los doctores de la Iglesia, de San agustín, de Santo Tomás de Aquino… que usaron su poder de razonar y pudieron desentrañar (con mucho menos recursos y herramientas que nosotros en la actualidad) grandes misterios hasta ese tiempo totalmente inaccesibles para cualquier ser humano. Hoy la Suma Teológica es un legado fantástico del amor con toda la mente que Tomás de Aquino tuvo por nuestro Señor.

Hoy en día es profundamente aplaudido el raciocinio, la inteligencia, la ‘ciencia’, y dentro de eso caemos en un montón de trampas, y de pornto nos encontramos siguiendo el raciocinio de un tipo que empezó un “estudio” basado en una idea que no era el amor a Dios en primer lugar. Y nos encontramos ideologías con una raíz tan absurda como los Testigos de Jehová, o los Mormones, o el Pare de Sufrir, que empezaron con idea bastante extraña, no basada en el conocimiento de Dios y se creó un monstruo ahora difícil de detener.

“Para que no seamos ya niños, llevados a la deriva y zarandeados por cualquier viento de doctrina, a merced de la malicia humana y de la astucia que conduce al error…” Ef 4, 14

__________

Hoy entiendo que:

1.- Mi razón también tiene que amar a Dios

2.- Que amarlo significa también conocerlo

3.- Que no debo razonar al margen del conocimiento de Dios sino de su mano

___________

Mi Dios Omnipotente, Precioso y Dulce; enséñame a pensar y a usar la capacidad que me diste para desentrañar misterio, para solucionar problemas, para abrir nuevas brechas, pero Señor, que nunca mis pensamientos se aparten de tu querer, que nunca me deje llevar por una idea absurda y empiece a indagarla como verdad, cuando Tú eres la verdad. Gracias por lo que me muestras y por como compartes tus pensamientos conmigo, te amo!

Atte. El Gusano de la mente!


Amarás a Dios! Con todo tu alma


Mr 12, 30

Continuando con esta reflexión del cómo amar a Dios de acuerdo a como Él nos pide, el siguiente aspecto es el del alma, dice:

Escucha, Israel, el Señor nuestro Dios es el único. Ama al Señor tu Dios con todo tu corazón, CON TODA TU ALMA, con toda tu mente y con todas tus fuerzas. Mr 12, 30

Alma viene del hebreo néfesh y del griego psujé; que en ambos casos se refiere al aliento de nuestra vida; de hecho cuando el hombre era solo barro, dice el Génesis que Dios sopló su neshamá es decir si aliento de vida sobre el hombre y esté vivió.

Estar vivo es tener todavía aliento, cuando el ser humano muere se dice que exhaló, es decir, se fue su aliento, su alma. Sin embargo me parece muy interesante que es precisamente esta alma, la que después de la muerte del cuerpo, pasará por juicio y después de este vivirá eternamente con Dios o sufrirá lejos de Dios por la eternidad. Es decir, este aliento de vida sobrepasa a la muerte física…

Ahora bien, entiendo que al decirnos Dios que le amemos también con el alma, está diciendo que le amemos con nuestra vida, con nuestra aliento, pero esto mientras estamos vivos y desea que también una vez que nuestro cuerpo haya cesado. Así que logro entender que Dios desea estar presente en todo lo que me mueve aquí en la tierra y también en la vida eterna… Pero yo no soy el que gobierno la vida eterna, así que lo único que me queda por hacer es vigilar que esta vida terrena me lleve a la vida posterior en donde yo pueda seguir amando a Dios por la eternidad.

En otras palabras Dios me pide amarlo en mi vida presente, cuidando de no perderme la que sigue; que mis acciones presentes tienen que estar bien vigiladas con respecto a su impacto en la eternidad, si beneficia mi eternidad lo hago, si la perjudica no lo hago, simple, pero que requiere una gran atención a como  vivimos.

__________

Hoy entiendo que:

1.- Tengo que actuar en mi presente sin olvidar mi futuro

2.- Que las decisiones de hoy deben ser tomadas tomando en cuenta su repercusión en la eternidad

3.- Que Dios me pide amarlo con todo lo que me anima y me de vida

___________

Señor, te entrego mi eternidad, no podría vivir para siempre si no fuera por ti, así que te entrego mi eternidad y obviamente mi presente, para que este te glorifique y te honre de tal manera que yo pueda experimentar esa vida perpetua que me tienes preparada, junto con la mansión que destinaste para mi en tu Reino!! Te amo Señor

Atte. Tu Gusano del Alma

Amarás a Dios! Con todo tu corazón


Mr 12, 30

Continuando con esta reflexión del cómo amar a Dios de acuerdo a como Él nos pide, el siguiente aspecto es el del corazón, dice:

Escucha, Israel, el Señor nuestro Dios es el único. Ama al Señor tu Dios CON TODO TU CORAZÓN, con toda tu alma, con toda tu mente y con todas tus fuerzas. Mr 12, 29

En la Sagrada Escritura, “corazón”, rara vez se refiere a ese músculo maravilloso que bombea mas de 5000 litros de sangre por día y que sin él funcionando bien no podríamos vivir mucho. Proviene del Hebreo ‘leb’ y del griego ‘kardía’ significa la interioridad del hombre; y podríamos decir que hay tres funciones básicas del corazón según la biblia: Decisiones, Voluntad, Emociones.

Es decir, que si esto es así, lo que nuestro buen Dios nos está pidiendo es que, nuestras Decisiones, Voluntad, Emociones demuestren que lo amamos; no solo palabras, no solo emociones, sino Decisiones, Voluntad, Emociones.

Querer entregarle tu corazón a Dios ahora toma un sentido mucho mayor…

¿Serás capaz de someter todas tus decisiones a la aprobación de Dios, a sus criterios, a sus deseos? Decidir significa etimológicamente cortar, entonces significa que decidirás según los criterios de Dios y te cortarás con lo que tu pensabas…

Por otro lado está la voluntad y ‘Voluntad’ es aquella capacidad de hacer o no hacer algo, es el impulso interior que nos da la fuerza para empezar una obra y terminarla, o bien, para sostenernos en no hacer determinada acción. ¿Serás capaz de someter ese impulso a la aprobación de Dios, a sus criterios, a sus deseos? Esto significa que aunque no tengas ganas de hacer algo, si Dios lo quiere tú lo harás, o bien, aunque tú tengas unas ganas impresionantes de hacer determinada cosa, si Dios no quiere que la hagas tú no la harás…

Por último están las emociones, que ciertamente son más involuntarias, pero se alimentan muchísimo de los pensamientos de nosotros, una emoción no puede durar mucho tiempo si no tiene un pensamiento que la alimente, así que ¿Serás capaz de alimentar las emociones de acuerdo a la aprobación de Dios, a sus criterios, a sus deseos? Es decir, que las decisiones que tomes y la voluntad que sometas a Él, además incentivarás la alegría y amor al hacerlo…

Este asunto de entregarle el corazón a Dios ya no se quedó en algo romántico o sentimentalista, va más allá, pero estoy seguro que si mi Dios me pide ser amado de esa manera, tiene mayor beneficio para mi que para Él, estoy convencido de que aunque Él se complace en mi amor, no lo necesita, sin embargo, yo si necesito amarlo, verdadera y profundamente.

Sólo Dios conoce nuestro corazón (1Sa 16, 7; Sal 44, 22). Y es el mismo Dios quien lo escruta, prueba, purifica y renueva (Sal 7, 10; Sal 51, 12; Eze 36, 26). Dios quiere trasformar nuestro corazón de piedra en “un corazón nuevo” (Eze 18, 36; Eze 36, 26).

__________

Hoy entiendo que:

1.- Debo someter mis decisiones a la aprobación de Dios, a sus criterios, a sus deseos.

2.- Que mi fuerza de voluntad será verdaderamente fuerte, en tanto que la someta a la Voluntad de Dios

3.- Que Dios puede gobernar y reinar también en mis emociones

4.- Que no debo amar a Dios de modo romántico solamente, sino con acciones concretas.

___________

Tu conoces oh Señor, todo mi corazón y cada uno de mis pensamientos, y al venir ante ti, para estar estar contigo, te ruegue que limpies mis malos actos. Examiname, pruebame y ve si en mi hay en mi camino algo que no sea tuyo, enséñame a quitarlo y llévame por tu senda de justicia… En verdad quiero poderte decir que te amo con todo mi ser y que mi vida sostenga esa palabras. Nunca podría hacerlo solo, así que te pido Espíritu Santo que no desistas de tu obra en mi. Te amo

Atte. Tu Gusano de corazón

 

Amarás a Dios! El Único


Mr 12, 29

Hay muchísima gente que dice amar a a Dios, muchísima gente que dice creer en Él, muchísima gente religiosa; y me queda la pregunta de que si es así, entonces porque el mundo no mejora, las familias no son más sólidas, la gente no es más feliz, sino por el contrario… La respuesta a esto es que la gente pretende amar a Dios como cada quien juzga conveniente, y es entonces que se queda por debajo incluso de lo aceptable.

El mandamiento más importante, y estoy hablando desde el pueblo de Israel hasta los que nos confesamos de fe Cristiana, es el que dice:

Escucha, Israel, el Señor nuestro Dios es el ÚNICO. Ama al Señor tu Dios con todo tu corazón, con toda tu alma, con toda tu mente y con todas tus fuerzas. Mr 12, 29

Y hoy quiero empezar con el primero de 5 puntos básicos que encuentro. El Señor es el Único.

El verdadero amor a Dios debe empezar por este sencillo paso, HACER QUE DIOS SEA EL UNICO EN NUESTRA VIDA, y estoy hablando de Yahvéh, del Señor de los Ejercitos, del Sadday, de YO SOY, es decir, del Dios revelado a Abraham, a Jacob, a Moisés, a David. Este Dios nos requiere por nuestro bien como primer punto para amarlo, como se merece y como a nosotros nos hace falta, SER UNICO.

Que Él sea el Único, requiere que echemos fuera de nuestra vida toda clase de esperanza y fe en las tantas propuestas de hoy en día, en las adivinaciones como el horóscopo, las cartas, la mano, etc… También debemos erradicar toda clase de fetichismos y amuletos, como colguijes, monedas de las suerte, cuadros, incluso objetos religiosos que se han convertido en motivo de nuestra fe por sí mismos… Las ‘oraciones’ milagrosas, las cadenas, y toda clase de acciones o gestos cuyo motivo es encontrar favor que no viene de Dios… Incluso toda esta corriente que hoy está tan a la mano en donde se sugiere que más que Dios uno mismo es el único, suena muy bonito pero en fin de cuentas deja a Dios como algo ornamental, de adorno, así aparece la ley de la Atracción, y todas las tendencias de la nueva era, tan difundidas por los medios hoy en día.

Cada quien es libre de creer lo que le de su regalada (por Dios) gana, sin embargo, nuestro Dios sabe que en nada de eso hay poder, que son creaciones de su creación (¿cómo podría ser más poderoso que nosotros algo que nosotros mismos hemos creado? es de lo más absurdo), y por lo mismo quiere que le dejemos aparecer como Único; una vez que esto ocurre, empieza a desencadenarse una serie de situaciones para transformar nuestra vida, lo único que quiere el Único es ser tu Único.

Eso fue lo que diferenció a Israel de todos los demás pueblos, eso fue lo que lo hizo grande; debería de ser los que nos diferenciara e hiciera grandes a los cristianos.

Pero, aunque todo esto debería empezar con una buena limpieza de pensamiento, de objetos y de costumbres; No basta con hacerlo al principio, es necesario mantenerse vigilante todo el tiempo, para impedir que algo o alguien ocupe el lugar de Único que le corresponde a nuestro Dios.

__________

Hoy entiendo que:

1.- Si de verdad quiero amar a Dios el me pide ser el único.

2.- Que ser el único significa que debo de deshacerme de todo las creencias, actos y pensamientos que no lo tienen a Él como único

3.- Que ese debe de ser mi estigma como verdadero cristiano

4.- Que debo mantenerme vigilante y cuidadoso de que Dios sea siempre mi Único

___________

Papá, mi Único, hoy te pido que me des la inteligencia suficiente, para detectar en qué aspectos de mi vida no te estoy dando la exclusividad, para poder cambiarlos de inmediato y ponerte a ti como el Único en todos los aspectos de mis vida. Te agradezco porque te mostraste, me perdonaste y me amaste, desde aquella vez hace muchos años hasta incluso hoy… Es mi deseo seguir respondiéndote con amor y quiero hacerlo cada vez mejor.

Atte. Tu simple Gusano

5.- Dios habla sencillito


“La biblia no es un libro que hable del cielo, sino de cómo llegar al cielo,no es un libro que nos enseñe a hablar de Dios, sino a hablar con Dios”

En las Santas Escrituras se debe buscar la verdad, no la elocuencia. Toda la Escritura Santa se debe leer bajo la inspiración del Espíritu que las escribió. Es prioridad que busquemos en la Palabra el provecho de nuestro día a día, más que la literalidad o dulzura de las palabras.

Y deberíamos tener un buen ánimo, tanto para leer los libros sencillos y muy devocionales, como los más sublimes y profundos. No es la ciencia o autoridad de quien escribe lo que debe de movernos; es el amor a la verdad divina lo que no ha de impulsar. No mires quién lo ha dicho, mejor atiende cómo podrías aplicar lo que se dijo. Los hombres pasan; mas la verdad del Señor permanece para siempre (Salmo 116, 2)

De diversas maneras nos habla Dios, además Él no hace acepción de personas, pero nuestra mente nos impide, muchas veces, sacar el provecho profundo de leer las Escrituras cuando queremos razonar y escudriñar demás lo que debía pasar tan simple y natural, nos complicamos encontrando un significado a algo que es clarísimo si no lo complicaramos tanto con nuestros pensamientos.

Si queremos aprovechar de verdad:

Leemos con humildad fiel y sencillamente,

Nunca buscamos títulos o reconocimientos de parecer hombre letrado,

Pregunta de buena voluntad,

Oye callado las palabras de los sabios y los santos.

La Palabra de Dios es sencilla, a menos que de tan sencilla la compliquemos.

__________________________

Oración

Señor Jesús, Tú que eres el verbo eterno, enséñame a escucharte cada vez de un modo más sencillo, que pueda extasiarme con una sola Palabra tuya y que no desperdicie nada de lo que me hablas. Quiero escucharte hablar mientras leo, quiero sentir tu intención, tus emociones, tu mirada; así ocurre Señor, pero siempre quiero más de Ti.

Atte. Bibliogusano

Tres tipos de personas


Lc 6, 12-19

De este texto podemos distinguir tres clases específicas de personas, además de Jesús; unos eran los que andaban tras de Jesús buscándolo para obtener algo de Él, ahí estaban para escuchar sus palabras, para ser sanados de sus enfermedades y/o para ser liberados de espíritus inmundos, querían tocarlo y recibir la fuerza sanadora que salía de Él.

Por otro lado estaban los discípulos y ser un discípulo de Jesús es básicamente ser un seguidor de Él, así que estos son los que lo acompañaban a todos lados, que vivían donde Él vivía y como Él vivía, además de ser seguidor el discípulo es un aprendiz, es decir, que imita lo que ve de el maestro, y ciertamente Jesús tenía bastantes discípulos y estos le acompañaban a donde quiera que Él iba, lo servían y lo imitaban.

Además, de estos dos grupos, están los apóstoles, que fueron tomados de  entre los discípulos y son un grupo más específico, que sin dejar de ser discípulos, ahora son enviados a ser “cristos” (ungidos) en otros lados. Ser apóstol significa tener la confianza del Señor, significa que Él pone su obra en nuestras manos y nosotros en las de Él.

Hay gente que se acerca a Jesús solo para recibir de su fuerza sanadora y liberadora; hay otros que queremos seguirlo, estar con Él y ser como Él; y hay otros que además de querer ser como Él, somos llamados a ser Él para muchos que no lo conocen, para estar todo el tiempo con un gran sentido de urgencia, para llevar el mensaje de amor lo más pronto posible y mejor, a este mundo que languidece sin Él.

Creo que para llegar a se apóstol es necesario ser discípulo, y creo también que para ser discípulo es necesario haber experimentado en carne propia el poder sanador de mi Jesús.

_______________________________________

Preguntas para reflexionar

1.- ¿Qué tanto me he abierto a experimentar el poder sanador de Jesús?

2.- ¿Que tanto estoy pendiente de los deseos de mi Señor para seguirlo e imitarlo?

3.- ¿He sentido que Él me ha llamado para ir al mundo en su Nombre?

4.- ¿Qué tanto siento el dolor de por los que no lo conocen?

_______________________________________

Oración

Yo estoy para ti, como los ojos del siervo están pendientes de las manos de su amo, así mis ojos están pendientes de tus deseos mi Jesús, te amo y mi vida sin ti no es nada, te pertenezco y me maravilla poder representarte ante los que sufren y lloran, ante los que experimentan la orfandad de estar sin Dios, gracias por el privilegio de ver como sus rostros brillan cuando te descubren por primera vez; siempre sabré que no soy digno de eso Señor, pero acepto tu gran misericordia y tu gracia que se han vuelto tan fundamentales en mi vida. Quiero conquistar tu corazón cada vez más mi Señor! Beso y abrazo!

Atte. Apostle Worm

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 29 seguidores